COMPRAS INTELIGENTES

Hoy hablamos de compras inteligentes porque cuando nos vamos de compras es muy importante planificarlas bien, para ello debemos conocer las prendas que tenemos en nuestro armario, por ejemplo: si vamos a comprar un falda negra, que realmente estemos seguras de que en nuestro armario no hay ninguna falda negra, que realmente nos hace falta.

Ya que a veces, salimos a dar un paseo o nos vamos de compras con un amiga y nos dejamos guiar por la emoción del momento y la música cañera que ponen en las tiendas, que a veces te dan ganas de pedirte una copa mientras vas con un montón de perchas colgadas en el brazo, ya que nos ponen música que incita a comprar y que vayamos al probador y después nos lo queramos llevar todo.
 
Por eso si queremos hacer compras inteligente es importante saber que es lo que realmente necesitamos y lo que tenemos en el armario.
 
Y sobre todo, por ejemplo, si vemos una camisa que nos gusta o cualquier prenda, cuando la vayamos a coger tenemos que pensar con qué la podríamos combinar de las cosas que tenemos en nuestro armario. Ya que así vamos a hacer compras más aprovechadas y vamos a ahorrar dinero.
 
También puede ocurrir que de repente vemos una prenda que nos gusta y pensamos: «ah! pues me quedaría bien con tal cosa que no tengo y con otra prenda que he visto antes…» Esto está bien si realmente necesitamos comprar un look entero. Pero en realidad lo que queremos es aprovechar y sacar partido a las prendas de nuestro armario, es decir, que debemos comprar inspirándonos en lo que tenemos en nuestro armario.
 
Para ello, si por ejemplo cogemos una camisa debemos pensar con qué prendas de nuestro armario la pondríamos porque sino estaríamos creando siempre looks nuevos y no estaríamos haciendo compras inteligentes, que es de lo que se trata.
 
Además, tampoco es bueno invertir en prendas muy de tendencia si realmente no son de nuestro estilo y no nos sentimos completamente a gusto llevándolas. O cuando la compra nos genera muchas dudas lo mejor sería no invertir dinero en esa tendencia, si por lo que sea nos apetece probarla unos meses lo mejor sería no invertir demasiado dinero.
 
En lo que sí invertiría sería en complementos. Yo no soy muy de estampado, me quedo con las prendas lisas y les añado fulares, bufandas, collares…. para darle un toque diferente a cada look.
 
Como premisa tengo «menos es más», ante la duda siempre menos, es cierto que hay días que apetece ir más recargada pero lo mejor es llamar la atención por ir de menos que por ir de más, que siempre se llama la atención para mal. Eso es lo que al menos creo yo.
Fuente de fotos: Pinterest
¿Hacéis compras inteligentes?
¡FELIZ JUEVES!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...